FAO: Tasa de subalimentación se cuadruplicó en Venezuela desde 2016

La FAO y el informe presentado por la Alta Comisionada para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet confirman crisis alimentaria en Venezuela

Para la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), Venezuela es uno de los 53 países del mundo con mayor número de personas subalimentadas y, junto a la República Democrática del Congo, encabeza los puntajes más altos de colapso económico y alimentario.  Así lo dice el informe “El estado de la Seguridad Alimentaria y Alimentación en el mundo 2019” que la institución presentó el pasado 15 de julio, el cual reveló que la cantidad de venezolanos subalimentados se ha incrementado desde hace seis años.

“La prevalencia de subalimentación casi se cuadruplicó, al pasar de 6,4% en el período 2012-2014 a 21,2% en 2016-2018″. Según estos cálculos de la FAO, la cantidad de personas con hambre en Venezuela pasó de 2,3 a 6,8 millones en 2018.

En su informe, la FAO asegura que América del Sur alberga la mayor cantidad de personas subalimentadas de la región (55 %) debido al deterioro de la seguridad alimentaria en Venezuela.

Explica también que el significativo aumento del hambre en el país en los últimos años coincide con el período de recesión, el aumento histórico en las cifras de inflación (10.000.000 %) y la disminución en el crecimiento del Producto Interno Bruto el cual pasó de -3,9% en 2014 a un estimado de -25% en 2018.

“Las perturbaciones económicas también están prolongando e intensificando la gravedad de la inseguridad alimentaria aguda en contextos sujetos a crisis alimentarias”, asegura la organización.

La investigadora y experta en nutrición Susana Raffalli se pronunció a través de su cuenta en Twitter sobre los datos aportados por el estudio de la FAO confirmando que el colapso económico es la causa principal por la que millones de venezolanos pasan hambre.

“Esto es un incremento de 83 % con respecto al trienio 2015-2017. ¿A esta tasa de incremento, esto puede llegar a 9 millones de personas en situación de hambre a final de este año?”, cuestionó Raffalli.

La investigadora destacó que en Venezuela hay al menos 2 millones de mujeres que tienen anemia y están por verse las consecuencias que esto tendrá sobre  sus descendientes.

Una gráfica de la FAO demostró que el incremento del hambre en los venezolanos es sostenido desde el año 2009, mientras que en América Latina y América del Sur las variaciones fueron leves. Raffalli aclara que las sanciones y bloqueos de Estados Unidos aplicados desde el año 2017 quedan sin efecto.

 

 

Otros estudios confirman la crisis

 

El pasado 5 de julio la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet publicó en su informe que el Estado venezolano “incumple su obligación de garantizar los derechos a la alimentación y la atención sanitaria”.

Según el informe que presentó Bachelet en Venezuela “la escasez creciente de alimentos y su precio cada vez más alto se han traducido en un número menor de comidas con menos valor nutricional y elevados índices de desnutrición”.

El Observatorio Venezolano de la Salud (OVS) viene alertando desde el año 2012 sobre el deterioro del sistema de producción y la disminución de en la ingesta de algunos alimentos como leche, carnes y lácteos.

 

El Observatorio Venezolano de Conflictividad Social (OVCS) en su más reciente informe del primer semestre de 2019, registró que en el país se produjeron 697 protestas vinculadas a la crisis alimentaria.

Durante los seis meses del año, al menos tres protestas diarias se mantuvieron en el país, sobre todo en los estratos más bajos, en vista de los retrasos en las entregas y ventas de las cajas de los Comités Locales de Abastecimiento (Clap)

Con los números presentados en el informe de la FAO, la Organización espera rescatar a más de 3,5 millones de personas del hambre para alcanzar la meta en el año 2030 de Hambre Cero del Objetivo de Desarrollo Sostenible.

Pin It on Pinterest

Share This